09 septiembre 2010

[doc] ENEMIGOS DE LA FELICIDAD + carátula


Una desconocida imagen de Afganistán, uno de los países más convulsos del planeta. Este documental se sumerge en la vida de las mujeres de Afganistán siguiendo los pasos de una joven excepcional, Malalai Joya, que hace oír su voz ante la intolerancia, la represión, la violencia y el miedo… Tras el magnicidio de la que fuera Primer Ministro de Pakistán, Benazir Bhutto, ya no habrá una líder política mujer que dispute el poder al gobierno de ese país. Pero en el vecino Afganistán aún hay una voz femenina que clama contra la opresión… Es la de Malalai Joya, una valiente mujer que sigue adelante con su mensaje a pesar de haber sufrido cuatro intentos de asesinato a manos de los señores de la guerra del lugar.
Ganó un escaño en el parlamento de Afganistán en el 2005, sólo para ser vetada del mismo, en mayo del 2007, por sus feroces críticas contra los barones islamistas del país. Pero nunca ha cedido ante las amenazas de los asesinos, de los que ella llama enemigos de la felicidad y ha intentado, a pesar de las grandes dificultades que se ha encontrado en su camino, llevar la voz de las mujeres que luchan contra la opresión. El documental muestra con realismo la forma de vida de esta mujer que necesita custodia permanente por parte de las autoridades. Ya no está a salvo ni en su propia casa y duerme en lugares diferentes para evitar atentados contra su persona. Odia llevar la burka, y muchas mujeres se lo han quitado siguiendo sus sugerencias, sin embargo Malalai tiene que ponérselo para salir a la calle como medida de protección y mantener el anonimato ante los asesinos que la buscan.
Fue elegida miembro de la asamblea llamada Loya Jirga para la aprobación de la Constitución y fue expulsada, también en esa ocasión, por sus manifestaciones contra los señores de la guerra a los que acusa de someter a las mujeres y arruinar la nación afgana. Sabe que esos hombres poderosos quieren desprestigiarla y ya ha visto carteles con su foto en donde se incluyen infamias sexistas contra ella. A pesar de su voluntad férrea y de su fuerza de ánimo, Malalai también sucumbe a los momentos de agotamiento y de depresión, tal y como refleja el documental con absoluto realismo. Superó el saqueo de su propio despacho y de su casa y siguió adelante por lealtad a las mujeres, que la apoyan y que necesitan que ella siga viva para continuar la lucha por las libertades.

1 comentario:

  1. ACTIVEN LOS ENLACES EN RAPIDSHARE, PUES DE DEPOSIT FILE NO HAY FORMA DE DESCARGARLOS

    ResponderEliminar